1. Inicio
  2. Participantes
  3. Colectivo WeReBeRe (Leonel Vásquez...

Colectivo WeReBeRe (Leonel Vásquez y Esmeralda Ramírez)

Sibaté, Colombia. 2008

Werebere es el sonido y el nombre de un instrumento musical tikuna que se usa para arrullar a los bebés cuando en la oscura noche emergen seres turbulentos. Para el colectivo, el sonido como materia invisible actante es capaz de modificar o ejercer agencia sobre lo vivo, nos llama a producir conocimiento y experiencias sensibles que operan frente a los desequilibrios producidos por el antropocentrismo y orienten la acción humana hacia el bienestar planetario. Nos hemos interesado en la pedagogía de la escucha como acto político, de la condición sonora del cuerpo, de la percepción ampliada de los entornos vivos y el desciframiento de sus sonidos como mensajes que nos permite procurar el cuidado de la vida. Esta práctica la hemos ejercido más de 8 años con el Ministerio de Cultura, centros culturales, organizaciones de la sociedad civil, en laboratorios de exploración sonora con comunidad campesina, con artesanos, ambientalistas, niños y comunidades étnicas del país. Actualmente trabajamos para la Radio Nacional de Colombia como productores de contenidos de infancia asociados al arte, las ciencias y la valoración de los saberes y prácticas de los niños agenciando sus territorios posibles. Nos encontramos construyendo nuestro propio espacio de investigación de la contemplación y experiencia extática en el páramo del Sumapaz, un espacio de escucha de alta montaña y observación de los ríos del cielo. 

Como colectivo, su trabajo se ha expuesto en festivales nacionales e internacionales como la Semana de la Escucha en Medellín (2019) y festival de arte Sonoro Tsonami Chile (2017, 2020).

Concierto Anfibio

Registro fotográfico: Pablo Rincón Díaz [Mompox] / Fausto Díaz Pasmiño [TODO LO MUERTO, TODO LO VIVO. Umbrales de resistencia]

Ficha técnica

CONCIERTO ANFIBIO

Música vocal expandida, expresiones vibrátiles del paisaje y activación de lutheria experimental anfibia

Dimensiones variables

2022

*Obra comisionada para el 46 Salón Nacional de Artistas del Ministerio de Cultura

 

Intervenciones en espacio público

Recorrido en el río Magdalena sobre la Estación Puerto

El planchón de Mompox,  plataforma flotante que funciona como sistema de transporte artesanal para derivar entre las orillas del Magdalena se convertirá en una estación móvil de escucha ondulante, inmersiva y extática.  Mientras boga cadenciosamente en las aguas enrojecidas por el arrebol del crepúsculo,  permite que los asistentes se sumerjan en el flujo sonoro del paisaje, a  la vez navegará en las aguas y en torrentes sónicos, producto de la interpretación de instrumentos resonantes activados por las fuerzas  vibrátiles que viajan en el río  y de la voz humana  que establece acuerdos con las distintas formas y expresiones de vida para poder dialogar sonoramente con el paisaje. 

La experiencia busca la expansión de la percepción y  la disolución del río  y del sí mismo en la unidad resonante de fuerzas materias y tránsitos de la vibración. Provocar en los espectadores durante este “concierto” humano y no humano, un despertar de sentimientos oceánicos o sensaciones profundas de presencia ilimitada e interdependiente entre el cuerpo de agua que somos y el magdalena.

Este Concierto anfibio tendrá la presencia de  “instrumentos vaho”, que son dispositivos analógicos amplificados electroacústicamente,  que extienden el sonido que penetra la recamara cónica, tiempo después de haber salido del cuerpo, generando sensación de persistencia acústica. Estos instrumentos son el resultado de la investigación del fenómeno acústico reverberante del sonido reflejado en el espacio subacuático de los mares. Por otro lado se entrará en diálogo los “instrumentos Fónicos Anfibios”, que le dan voz al paisaje y son el resultado del trabajo plástico escultórico, en la exploración de la captación y la amplificación  de fenómenos vibrátiles y resonancia del paisaje,  fuerzas y dinámicas movimientos de las masas de agua, las  lluvia, las escorrentía, los vientos, del sonido bajo el agua, usan tecnología mixta analogicos/acusticos y electricos.

SOBRE LA OBRA

A través de música vocal expandida, expresiones vibrátiles del paisaje y activación de lutería experimental anfibia, el colectivo apuesta por un gesto de reconocimiento afectuoso hacia el río. Planteado como una experiencia de escucha y diálogo sonoro con el paisaje y las expresiones de vida que lo habitan, este concierto que originalmente navegó las aguas del Magdalena en Mompox, hace presencia en sala a manera de instalación sonora evocativa, especialmente adaptada para la exposición.